Comprender los obstáculos de la recuperación de las adicciones

Understanding the blocks to addiction recovery - CALDA Clinic
Author: Claudia M. Elsig, MD

La adicción es un trastorno psiquiátrico crónico que tiene muchas causas posibles. Atajar la adicción es complejo. El camino hacia la recuperación puede ser largo, doloroso y estar plagado de recaídas, sobre todo si no se cuenta con el apoyo adecuado.

Si no hay una intervención temprana, la adicción puede ser una bestia difícil de vencer. Incluso cuando una persona se compromete con el tratamiento de la adicción, hay muchos potenciales desencadenantes en el camino de recuperación que pueden llevar a revivir los traumas y a la recaída. Por eso, elegir el programa de tratamiento de adicciones correcto es esencial.

En este blog se explican algunos de los obstáculos habituales en la recuperación de la adicción y se comparten algunas estrategias importantes de autoayuda para volver a tener una vida sana.

Cómo funciona la adicción: el camino de la dopamina

Antes de fijarse en los obstáculos para la recuperación, es importante entender cómo funciona la adicción y cómo interfiere en el funcionamiento del cerebro. Las adicciones se centran en las alteraciones de una única vía del cerebro, conocida comúnmente como el circuito de “recompensa”.<sup>1</sup> Estas acciones se producen en el sistema límbico del cerebro, la parte de nuestro cerebro que interviene en nuestras respuestas conductuales y emocionales.

Este sistema de recompensa libera un neurotransmisor denominado dopamina junto con otras sustancias químicas. La dopamina refuerza la asociación del cerebro entre cosas determinadas y las sensaciones de placer, lo que lleva a la persona a buscar esas cosas de nuevo en el futuro. El deseo de experimentar euforia desencadena antojos, especialmente cuando se encuentran señales específicas, como estar en una fiesta o salir con ciertos grupos de personas.

Luego viene la “tolerancia” a la dopamina, lo que significa que el cuerpo necesita más de ella para funcionar normalmente. En esta fase, la persona puede desarrollar un desinterés por otros pasatiempos que normalmente desencadenan una respuesta dopaminérgica, como los pasatiempos u otras actividades cotidianas que una persona normalmente disfruta.

De esta manera, la adicción entra en un ciclo: para disfrutar de cualquier cosa, para obtener un “chute” de dopamina, el adicto debe tener su antojo satisfecho.

La vía de la “recompensa” está implicada en todo tipo de adicciones a las drogas, no solo al alcohol o a las drogas ilegales como la heroína y la cocaína, sino también al tabaco e incluso a la cafeína. La misma vía está implicada en las adicciones a otras sustancias, como el juego, las compras compulsivas, el juego por Internet, el sexo, el ejercicio, la alimentación, etc.

Los obstáculos para la recuperación de la adicción

Recuperarse de la adicción es un proceso en el que se abordan y reequilibran las cosas que impiden a una persona alcanzar su pleno potencial. Pero el camino hacia la recuperación dista mucho de ser lineal. Hay que superar muchos obstáculos. En el caso de la adicción a las sustancias y al alcohol, por lo general, el cuerpo físico, con el apoyo adecuado, puede recuperarse bastante bien.

En un plazo de 3 meses de programa de recuperación, una persona puede empezar a tener un aspecto muy bueno. La barrera de los 3 meses es un reto: cuando una persona se ve y se siente mejor físicamente, es fácil pensar que está curada. Pero en esta fase, el verdadero trabajo no ha hecho más que empezar. Es la parte mental/emocional de la adicción la que requiere más trabajo. Por ello, la recuperación de la adicción debe incluir siempre apoyo psiquiátrico.

Los obstáculos más comunes para recuperarse de la adicción incluyen:

Trauma infantil no resuelto

La adicción es sólo la punta del iceberg. La mayoría de las personas que recurren al consumo excesivo y/o persistente de alcohol o drogas lo hacen para suprimir emociones dolorosas, para escapar.

Numerosos estudios demuestran que los abusos físicos, sexuales y emocionales en la infancia (traumas infantiles) están fuertemente relacionados con el abuso de sustancias y la aparición temprana del alcoholismo. Una encuesta a nivel nacional realizada en Estados Unidos, por ejemplo, reveló que la experiencia de abuso sexual de las mujeres en la infancia es un factor de riesgo importante para el posterior abuso de sustancias, la psicopatología y la disfunción sexual.<sup>2</sup>

Otro estudio descubrió que la gravedad de los traumas en la infancia, otros traumas vividos y los niveles de estrés eran mayores en los pacientes dependientes de los opiáceos que en las personas sanas.<sup>3</sup>  Los resultados sugieren que los traumas sufridos a lo largo de la vida y los traumas infantiles son un factor importante en la adicción, más allá de lo que pueda provocar el estrés.

Entonces, ¿por qué ocurre esto? ¿Cuál es la relación entre el trauma infantil y la adicción? Bueno, en primer lugar, los acontecimientos traumáticos moldean a las personas. Los traumas pueden crear una serie de problemas de salud mental a largo plazo, como el TEPT (trastorno de estrés postraumático). Los síntomas del TEPT incluyen recuerdos incómodos, pesadillas, sensación de ansiedad y dificultad para dormir. Estos problemas llevan a muchos a automedicarse con drogas y alcohol.

Puede obtener más información sobre el relación entre el trauma infantil y la adicción aquí. (en inglés)

Patrones de pensamiento

Ciertos aspectos de la personalidad y comportamientos específicos también pueden presentarse como un bloqueo para la recuperación. Entre ellos:

  • Culpar a los demás
  • Autocompasión
  • Negatividad
  • Pensamiento rígido
  • Rechazar la ayuda o ser incapaz de pedirla
  • Exigencia a uno mismo y a los demás
  • Incapacidad para escuchar a los demás
  • Desconectarse de los sentimientos
  • Ser impulsivo

Comúnmente, la depresión y la ansiedad se interponen en el camino de la recuperación. Cambiar los patrones de pensamiento adictivo es una parte vital de la recuperación de la adicción.

Un programa adecuado de recuperación de adicciones aborda los patrones de pensamiento. La terapia cognitivo-conductual (TCC) es una intervención muy utilizada, ya que ayuda a identificar los patrones de pensamiento y las creencias negativas que contribuyen a la adicción. Un terapeuta de TCC ayuda a identificar estos patrones negativos y enseñará a sustituirlos por otros más positivos.

Antojos y desencadenantes

Casi todos los adictos que están en el proceso de recuperación experimentan antojos y desencadenantes que les hacen querer volver a las viejas costumbres. La vía de la dopamina descrita anteriormente explica a nivel fisiológico por qué ocurre esto. Existen numerosas estrategias de afrontamiento para ayudar a superar los desencadenantes, algunas de las cuales se explican a continuación.

Consejos prácticos de autoayuda durante la recuperación de la adicción

Recuperarse de una adicción no es solo una cuestión de fuerza de voluntad y abstinencia. Una recuperación exitosa de la adicción requiere mucho apoyo y autocuidado. Esto implica tratar los problemas de salud mental y física y hacer cambios en el estilo de vida para aumentar la energía y la resistencia. Y lo que es más importante, requiere centrarse diariamente en satisfacer las necesidades mentales y físicas en un nuevo paradigma de bienestar. No hacer este trabajo de vital importancia puede llevar rápidamente a una recaída.

Aquí hay algunos consejos de autoayuda y estrategias de afrontamiento para resistir a los desencadenantes y fomentar el bienestar y la resiliencia:

  • Reconozca y gestione el estrés: un exceso de estrés tiene un efecto perjudicial en el organismo y puede agravar los problemas de salud física y mental. Dedique tiempo a relajarse. Es importante romper el ciclo y no quedarse atrapado en una historia interminable. Pruebe la meditación o el mindfulness: hay muchas aplicaciones móviles que ofrecen meditaciones guiadas de tan solo unos minutos. La suscripción a la app Headspace es un buen punto de partida.
  • Pararse un momento para detener la toma de decisiones impulsivas: siempre que tenga antojos y piense en ceder, acostúmbrese a respirar hondo, cambiar de posición física, quizá ponerte de pie, y decir “no, gracias” en voz alta. Piense en las consecuencias a largo plazo que puede acarrear tomar una decisión precipitada ahora. Aumentar la conciencia personal durante el proceso de recuperación es esencial para poner fin a las viejas conductas e implantar otras nuevas y saludables.
  • Descanse mucho: cuando usted está bien descansado, un estado de ánimo positivo es mucho más fácil.
  • Disfrute de un poco de aire fresco y haga ejercicio moderado con regularidad: el ejercicio y el aire fresco son una gran herramienta para restablecer la mente y romper los procesos de pensamiento negativos.
  • Coma de forma saludable: cuando esté bien alimentado, su cuerpo y su mente empezarán a responder de forma diferente.
  • Sea realista: es importante no idealizar su pasado. Céntrese en los buenos resultados y en lo mucho mejor que es su vida estando limpio, sobrio o libre del daño que le provocan otros comportamientos compulsivos.
  • Rodéese de gente que le apoye: ahora no es el momento de contactar con viejos amigos con los que se relacionó durante su adicción. Socialice cuando pueda con personas que estén dispuestas a apoyarle y ayudarle a recuperarse.
  • Dinero: si los días de paga eran un momento en el que solía darse un atracón, planifique cómo va a gastar su dinero antes de cobrar. Si tener dinero es uno de sus desencadenantes, póngalo en una cuenta que requiera aviso para retirarlo o pídale a alguien de confianza (que no ceda y le dé dinero) que le ayude a gestionar sus finanzas.

Tratamiento de adicciones en CALDA

En CALDA adoptamos un enfoque holístico del tratamiento de la adicción. El programa incluye terapia específica para la adicción, TCC, hipnosis clínica y EMDR (desensibilización y reprocesamiento por movimientos oculares), junto con apoyo dietético, evaluación y suplementación de micronutrientes, desintoxicación y limpieza intestinal.

El conjunto completo de terapias de CALDA para la recuperación de adicciones incluye la Terapia Enactiva de Trauma. El recorrido del tratamiento se apoya en la medicina alternativa y complementaria.

Todos los programas están personalizados para liberarle de su comportamiento adictivo en el menor tiempo posible. Nuestro programa de tratamiento integral comienza con la desintoxicación para que su cuerpo deje de consumir la sustancia. Esto se lleva a cabo en un entorno seguro y con supervisión médica. El sitio web Programa CALDA RODA proporciona un procedimiento seguro, consolidado y que ahorra tiempo para la desintoxicación de opiáceos bajo anestesia en nuestra clínica asociada Privatklinik Bethanien. Esto permite una desintoxicación completa evitando algunos de los posibles síndromes graves durante la abstinencia.

Nuestro comprensivo equipo de profesionales de la adicción se centra en la rehabilitación conductual personalizada. Uno de nuestros entrenadores personales también le acompañará durante un tiempo en casa y le apoyará para que vuelva a encontrar su camino en la vida cotidiana.

Nuestros clientes pagan ellos mismos, lo que constituye la base para permitir una discreción y privacidad absolutas. Si desea saber más, póngase en contacto con nosotros.

Referencias:

  1. Powledge T.M. 01Jul1999. Addiction and the brain: The dopamine pathway is helping researchers find their way through the addiction maze
  2. Wilsnack S.C. et al. 04Jan2015 Childhood sexual abuse and women’s substance abuse: national survey findings
  3. Garami J. et al. 23Mar2018. Examining Perceived Stress, Childhood Trauma and Interpersonal Trauma in Individuals With Drug Addiction