¿Los padres también pueden tener el “baby blues”?

Calda Social baby Blog
Author: Claudia M. Elsig, MD

La llegada de un bebé es un acontecimiento que cambia la vida de todos los padres y madres, y la adaptación a la paternidad, sea el primero o no, es un momento emocionante y alegre. Sin embargo, los primeros días de la paternidad plantean muchos retos que pueden suponer una tensión adicional en las relaciones, y a veces pueden surgir sentimientos inesperados. 

La depresión posparto (DPP) es más común de lo que se cree. Cuando hablamos de la depresión posparto tendemos a centrarnos en la mujer. Pero las investigaciones demuestran que aproximadamente 1 de cada 10 hombres también lucha con su salud mental durante los primeros años de la paternidad.1

Muchos casos de depresión posparto en hombres pasan desapercibidos, por lo que la cifra es probablemente mucho mayor. Los hombres sufren con demasiada frecuencia en silencio. Según algunas estimaciones, la prevalencia de la depresión posparto en los hombres se acerca a 1 de cada 41.3

¿Qué es el “baby blues”?

Muchas madres experimentan el “baby blues” durante un breve periodo de tiempo en las semanas posteriores al parto. Se produce una disminución considerable de las hormonas estradiol, progesterona y prolactina después del parto.4 El bajo estado de ánimo y los síntomas depresivos leves son causados por estos cambios hormonales y químicos repentinos en el cuerpo.

Estos síntomas depresivos leves se conocen comúnmente como “baby blues”. Los síntomas suelen aparecer entre dos y tres días después del parto, alcanzan su punto álgido en los días siguientes y luego disminuyen y se resuelven por sí solos en las dos semanas siguientes a su aparición.4

Los síntomas incluyen tristeza, llanto, agotamiento, irritabilidad, ansiedad, insomnio, incapacidad para concentrarse, sensibilidad y humor cambiante.

¿Qué es la depresión posparto? ¿Pueden padecerla los hombres?

El “baby blues” es autolimitante, tiene una causa física directa y los síntomas son bastante leves. Cuando las madres experimentan un estado depresivo más prolongado y grave, se conoce como depresión posparto. Generalmente, se presenta con un estado de ánimo deprimido persistente y es algo más que sentirse un poco decaído. Los padres y las parejas también pueden sufrir este estado.

La depresión tras la llegada de un bebé puede surgir de una combinación de factores y los síntomas van desde los más leves y de duración relativamente corta hasta los más prolongados y graves. En casos extremos, la persona puede sentirse demasiado abrumada como para cuidar de sí misma o su bebé, e incluso puede incluso sufrir episodios psicóticos. Aunque la psicosis posparto es extremadamente rara en los hombres, es posible.5

La depresión posparto puede comenzar en cualquier momento del primer año después del nacimiento del bebé, pero la prevalencia es mayor cuando el bebé tiene entre 3 y 6 meses. Curiosamente, y quizás sea una razón por la que este trastorno no se denuncia en los hombres, la DPP se desarrolla más lenta y gradualmente en el transcurso de un año después del parto entre los hombres.2

¿Cuáles son las causas de la depresión posparto en los hombres?

Existen numerosos estudios que examinan la depresión posparto en las mujeres, pero se sabe mucho menos sobre esta afección en los hombres. Los cuestionarios de los médicos y el apoyo posterior al parto suelen centrarse en el bienestar de la madre.

La privación del sueño, las nuevas responsabilidades y la falta de “tiempo para mí” pueden tener un impacto negativo en la salud emocional y mental, tanto de las nuevas madres como de los padres.

Las razones por las que los padres o parejas pueden sentirse deprimidos tras el nacimiento de un hijo suelen ser las mismas que las de la madre. Entre ellas se encuentran:

  • Experiencia negativa en el parto
  • Falta de sueño (ritmos circadianos alterados)
  • Sentido de responsabilidad abrumador
  • Dificultad para establecer un vínculo con el bebé
  • Cambios significativos en las rutinas y el estilo de vida
  • Estrés en la relación de pareja
  • Presiones financieras
  • Resurgimiento de traumas infantiles

Además, hay otras razones, propias de los hombres. Es más probable que un hombre experimente sentimientos depresivos si su pareja sufre una depresión posparto. Los estudios demuestran que alrededor del 50% de los hombres cuya pareja ha sido diagnosticada con depresión posparto también desarrollan una depresión.6

Las investigaciones también destacan los antecedentes de depresión, las desavenencias matrimoniales y los embarazos no deseados como otras posibles causas de la depresión posparto en los hombres.7

Sorprendentemente, no solo las mujeres experimentan cambios hormonales después del parto. Kim y Swain afirman que un padre puede experimentar cambios hormonales durante el embarazo y durante varios meses después del nacimiento del niño.2

Las investigaciones demuestran que los nuevos padres experimentan un aumento de diversas hormonas: estrógenos, oxitocina, prolactina y glucocorticoides.8

¿Cuáles son los factores de riesgo de la depresión posparto en hombres?

Existen numerosos factores de riesgo que pueden hacer más probable la depresión posparto paterna. La falta de una red de apoyo social, la dificultad para adaptarse al cambio de estilo de vida, los cambios en la relación de pareja y el hecho de sentirse excluido del vínculo madre-bebé pueden actuar como desencadenantes de episodios depresivos.

Los hombres que gozan de posiciones de poder en los negocios pueden llegar a sentir que no son adecuados como padres.

Una experiencia traumática en el parto también puede desencadenar ansiedad y problemas de salud mental en los hombres. En algunos casos, esto conduce a un trastorno de estrés postraumático (TEPT). Un hombre puede desesperarse cuando el parto no va según lo previsto. Incluso en casos de parto sencillo, ver a la pareja sufriendo puede hacer que se sienta impotente, especialmente cuando es algo que no puede “arreglar”.

También se ha reconocido la elevada comorbilidad de la depresión posparto paterna con otros trastornos psiquiátricos, especialmente, la ansiedad y el trastorno obsesivo-compulsivo (TOC).2 En un estudio realizado con 356 padres, se descubrió que la probabilidad de desarrollar una depresión posparto aumentaba entre un 30% y un 100% cuando tenían problemas de ansiedad ya existentes.9

¿Cuáles son los síntomas de la depresión posparto en los hombres?

Varios de los síntomas de la depresión posparto en los hombres son similares a los de otras depresiones. Estas suelen incluir normalmente:

  • Miedo, confusión y sentimientos de impotencia e incertidumbre sobre el futuro
  • Alejarse de la vida familiar, del trabajo y de las situaciones sociales
  • Sensación de tristeza, soledad y desesperanza
  • Sentirse culpable por no estar feliz
  • Indecisión
  • Apatía
  • Frustración, irritabilidad e ira
  • Conflicto marital
  • Violencia de pareja
  • Comportamientos negativos en la crianza de los hijos
  • Consumo de alcohol y drogas
  • Insomnio
  • Síntomas físicos como indigestión, cambios en el apetito y el peso, diarrea, estreñimiento, dolores de cabeza y náuseas.

El impacto de la depresión del padre en el niño

Al igual que con las madres, la depresión en los padres puede tener un impacto significativo en el niño (o los niños). Cada vez hay más pruebas que demuestran que la depresión paterna es un factor de riesgo importante para las dificultades en la vida del niño. Un padre deprimido es menos receptivo con su hijo y puede mostrar comportamientos parentales inadecuados, ya sea en forma de desatención o de hipervigilancia.

El cuidado de los hijos puede oscilar entre dos espectros: en un extremo, la negligencia y desatención que, tras la aparición de los sentimientos de culpa, evolucionan a tener una involucración excesiva en el otro extremo. Hay una falta de sensibilidad a las señales del niño.

Un estudio con 22.000 niños de hogares biparentales demostró que la depresión del padre aumenta el riesgo de que el niño desarrolle problemas emocionales.10

¿Qué tratamientos hay disponibles para la depresión posparto del padre?

Cuando se trata de la depresión posparto en los hombres, existe una mayor dificultad para que reconozcan que existe un problema, y esto puede hacer más difícil que accedan al tratamiento. Admitir que tiene depresión posnatal para un hombre puede hacer que se sienta como si fuera un fracaso y es un tabú en muchos círculos.

La buena noticia es que la depresión posparto es tratable. Pero es un proceso único para cada persona. La psicoterapia es muy eficaz, sin embargo cada caso debe tener su propio protocolo de tratamiento.

En CALDA tratamos a los padres que sufren de depresión posnatal. Nuestros programas altamente individualizados se basan en un diagnóstico exhaustivo y detallado. Realizamos un profundo análisis clínico-químico para determinar cuál es su estado. Tratamos las causas, no los síntomas.

Los planes de tratamiento personalizados están a cargo de nuestro equipo de expertos, que incluye terapeutas especializados, psiquiatras líderes en el mundo y nutricionistas expertos.

Dedicamos toda nuestra experiencia y nuestro tiempo a un solo cliente a la vez. Los clientes nos pagan directamente, sin intermediarios, lo que garantiza la absoluta confidencialidad. Los clientes se alojan en nuestras lujosas residencias privadas con vistas al lago de Zúrich, en un ambiente sereno y elegante en el que se sentirá como en casa. Proporcionamos un servicio completo de primera calidad, que incluye mayordomo, chef, chófer y limusina.

Nos encargamos de todo para que pueda curarse rápidamente, volver a su posición dentro de la familia y disfrutar de la paternidad. Si tiene alguna duda, estaremos encantados de ayudarle en cualquier momento.  Sencillamente, póngase en contacto.

Fuentes/Referencias

  1. National Childbirth Trust. Feb 2018. Visitada el 14 de julio de 2022. Postnatal depression in dads: 10 things you should know.
  2. Kim P, Swain JE. Feb 2007. Sad dads: paternal postpartum depression. Psychiatry (Edgmont).;4(2):35-47.
  3. O’Hara, Michael & Swain, Annette. 2009. Rates and Risk of Postpartum Depression-a Meta-Analysis. International Review of Psychiatry. 8. 37-54.
  4. Balaram K, Marwaha R. Jan 2022. Postpartum Blues. [Acturalizada el 9 de marzo de 2022]
  5. Shahani L. 8 May 2012. A father with postpartum psychosis. BMJ Case Rep: bcr1120115176.
  6. Carberg, J (Medically fact checked by Langdon, K). Postpartum Depression Statistics. Postpartumdepression.org
  7. Scarff JR. 1 May 2019. Postpartum Depression in Men. Innovations in Clinical Neuroscience; 16(5-6):11-14.
  8. Gholipour, B. 14 Jun 2014. 5 Ways Fatherhood Changes a Man’s Brain. Website: livescience.com [Visitada el 16 de julio de 2022]
  9. Matthey S, Barnett B, Howie P, Kavanagh DJ. Apr 2003. Diagnosing postpartum depression in mothers and fathers: whatever happened to anxiety? J Affect Disord. 74(2):139-47.
  10. Weitzman, M. Rosenthal, D.G. Ying-Hua, L. Dec 2011. Paternal Depressive Symptoms and Child Behavioral or Emotional Problems in the United States. Pediatrics 128 (6): 1126–1134.